The Someone Elses, México lindo y querido

El cuarteto liderado por Carolina Otero (Lülla) debuta con “Give me your shoes”, un álbum de rock desnudo que ha sido editado directamente por el sello mexicano Antártida, gracias a un acuerdo alcanzado a través de internet.

 

Carolina Otero ya cantaba en Lülla, pero necesitaba algo más. «Aporté canciones al grupo, pero no es la mecánica de funcionamiento de Lülla y pasé por momentos malos. Tenía el deseo urgente de montar una banda que tocara mis propios temas. Así que en verano de 2009 grabé una maqueta con Hi-Lo Ray (guitarra) y Jose Montoro (batería), que habían dejado atrás Tent. También hice algunos conciertos de versiones con Nick Simpson (bajo). Era el momento feliz para ir adelante con el proyecto».

Así nacían The Someone Elses, que ahora presentan Give me your shoes, un primer álbum editado por el sello mexicano Antártida Records. «Es un ejemplo de lo que puede ofrecer internet, de la democratización de la cultura. Escucharon las canciones de nuestro MySpace y mostraron interés. La labor de las redes sociales y musicales debe ser intensa para dar resultados. He trabajado mucho para dar a conocer el grupo: escribir, dejar comentarios, participar en concursos… Los grupos ahora son sus propios directores de mercadotecnia, a menos que tengan la suerte de contar con un manager o mecenas».

Grabar con un sello mexicano tiene ventajas e inconvenientes. «Todo está por ver, el disco acaba de salir. Lo bueno ha sido el exotismo de lo que viene de fuera y la producción del disco, porque a menudo las bandas de la escena independiente se pagan su propia producción. El inconveniente ha sido la tardanza. Teníamos el álbum preparado desde hace meses».

 

SIN ARTIFICIOS

El disco suena desnudo, sin artificios. Rock en su esencia más pura. «A los cuatro  nos encanta ese tipo de sonido. Nos motiva, por ejemplo, Sonic Youth, el ruido y el componente sexual de ciertos grupos. Y también nos gustan los temas pop: estribillos, melodías y sencillez».

En algunos cortes, la voz de Carolina sigue recordando a la de PJ Harvey (algo que ya ocurría en Lülla), pero la banda busca su propia singularidad, sin despegar los pies del suelo. «Cuando observo el páramo musical en el que me ha tocado vivir, mis aspiraciones se limitan a crear. Pero si me da por soñar, aspiro a que mi banda toque por España, participe en algún festival nacional, pueda sacar su segundo álbum, para el cual ya tenemos prácticamente el repertorio, y se hable de nosotros».

 

Aquí puedes seguirlos en Facebook.

 

 

También te podría gustar...