Perro Grande: ladridos eléctricos

Miembros de bandas como Aspen To Lats, La Muñeca de Sal, La Calle de Ángela o Punk Floyd unen fuerzas en un trío de marcado acento instrumental que debuta con un trabajo autoproducido y cercano a planteamientos post-rock.


Son otra prueba más de que la escena local, como la energía, ni se crea ni se destruye, solo se transforma. Tras pasar por diversas formaciones, Juan Pablo Ortí (Aspen To Lats), Nacho Nácher (La Muñeca de Sal, Petit Mal, La Calle de Ángela) y Borja Boscá (Punk Floyd, Cachalote) son ahora Perro Grande. «Nuestros anteriores proyectos descansan en paz», aseguran. «Estamos absolutamente volcados en esta nueva banda, tenemos mucha ilusión y ganas de seguir componiendo temas, grabarlos y tocarlos en directo. Ya habrá tiempo para otros proyectos que tenemos en mente, como experimentar con música electrónica y folk ruidoso».

Su sonido se basa, principalmente, en los desarrollos instrumentales. «No sabemos cantar, así que damos más importancia a las líneas de guitarra o bajo. Sin tener en cuenta si la voz es como un instrumento más o no. Lo que pretendemos con la música es estimular al oyente, y puede lograrse con un cantante, pianista, guitarrista, gaitero o dj. Nosotros tenemos temas muy abiertos con línea de voz o instrumentales, donde caben el rock, el pop, punk, noise, shoegaze…»

 

SONIDO GENÉRICO

A menudo componen basándose en la improvisación, y no resulta descabellado asociar su sonido al post-rock. «No perseguimos sonar de una manera concreta, pero está claro que nuestra formación musical, y lo que escuchamos cada uno, se refleja en lo que hacemos. Venimos de bandas muy dispares y escuchamos músicas muy diferentes: Desde metal a trip hop, pasando por slowcore, noise, hardcore, punk o ambient, pero existen puntos de unión. Quizá la gracia de Perro Grande sea conjugar todo eso».

Han debutado con un CD autoeditado y que ha co-producido Dani Cardona. «La oportunidad de tocar con Furious Planet en el Loco el pasado mes de diciembre aceleró el proceso. Queríamos presentar el trabajo editado el día del concierto. Con Dani ya habíamos grabado por separado, nos gusta su forma de trabajar y sabíamos que podía entender lo que queríamos plasmar. Le agradecemos la paciencia y el trato fantástico que tuvo con nosotros desde el principio».

De momento, no se han planteado buscar sello discográfico. «Pretendemos no parar de tocar, seguir componiendo y pasarlo bien. Todo lo que venga de más, será bien recibido. En 2012 seguiremos ladrando, para que el año sea como 2011, o mejor».


Puedes escucharlo aquí.

También te podría gustar...