Imperial State Electric: Pulsión eléctrica

Mucha era la expectación creada para ver por primera vez en Valencia al nuevo proyecto de Nicke Royale (ex líder de los muy reivindicados The Hellacopters), sobre el escenario. La impronta marcada con letras mayúsculas en el diario del rock europeo reciente que dejó la oleada de rock escandinavo a finales de los noventa, (con la anterior banda de Royale como uno de sus estandartes), volvió a resplandecer en una Sala El Loco abarrotada e impaciente tras el retraso de hora y media en el arranque del concierto.

Finalmente minutos antes de la medianoche, Imperial State Electric salían a escena frente a un público que innegociablemente fue a conectar totalmente con los suecos y a embarcarse con ellos en un sólido espectáculo de rock & roll que con sus casi dos horas de duración, terminó por convencer a la audiencia del pasmoso potencial de la banda sobre las tablas.

“Emptines Into The Void” y “Uh Huh” abrieron un set-list que rápidamente hizo evidentes las intenciones del grupo: alejarse ligeramente de su vertiente más cercana al Power Pop presente en sus tres discos de estudio hasta la fecha para articular un directo contundente que fuera encendiendo los ánimos de los asistentes progresivamente. Y la cosa les salió redonda. Para cuando atacaron con “Redemption’s Gone” (con guiños a “Free Bird” de Lynyrd Skynyrd en los solos de guitarra), el público parecía haber olvidado completamente la espera inicial para disfrutar de lo que además de un buen concierto de  Hard Rock terminó funcionando como una suerte de homenaje al género en su totalidad. Un primer bloque donde temas del último trabajo discográfico del grupo, Reptile Brain Music (Psychout Records, 2013) como “Faustian Bargains” se combinaron con cortes de sus álbumes anteriores como “Deja Vu” o “Lord Knows I Know That It Ain’t Right”, sirvió para enardecer a una audiencia totalmente entregada al sonido del incombustible Royale y los suyos.

Un dato representativo de la actitud del grupo en directo es la forma en la que son capaces de cerrar “Sheltered In The Sand” con un guiño fugaz a “Beast Of Burden” de los Stones para acto seguido acometer con la intro de “Black Diamond” de Kiss y enlazarlo rápidamente con su propio repertorio. De forma instantánea, Imperial State Electric impusieron así su ritmo trepidante apoyado en temas como “Deride And Conquer” y en la enérgica actitud del propio Royale y especialmente de Dolf de Borst (bajista de la banda) quién no dejó de interactuar con un público que incluso terminó coreando el “Happy Birthday” a Tomas Eriksson (batería). Después de una sorprendente versión del clásico de Ba Ba Thomas “Why Don’t You Leave It Alone” (en la que cantaron todos los miembros de la banda a excepción del batería), Royale cedió las funciones de frontman primero a Tobias Egge (guitarra) en una estupenda “Stay The NIght”, y después a Borst quién con su frenética interpretación de “Reptile Brain” cerró el primer bloque del show.

Tras un descanso, el grupo volvió a la carga para agotar un segundo bloque aún más enérgico que el primero con momentos de auténtica catarsis como en “More Than Enough For Your Love” o una “Lee Anne” especialmente inspirada. El gusto de Imperial State Electric por atacar versiones que enciendan a la audiencia y sirvan de bisagra entre sus temas más reconocibles se hizo de nuevo evidente en una muy celebrada “I Stole Your Love” de Kiss y en “Johhny B. Goode” de Chuck Berry (coreada por la práctica totalidad de la sala). Hubo tiempo incluso para acometer de forma improvisada y a petición expresa de alguno de los asistentes “I Don’t Know What I Want” de The Raspberries.

Una extendida “Throwing Stones”, cargada de solos encendidos y vertiginosos cambios de ritmo puso punto final a una excelente actuación de esas que dejan poso. Y es que, lejos de optar por la vía revisionista y funcionar como ejercicio remember de lo que la oleada de rock escandinavo en general y The Hellacopters en concreto dejaron tras de sí, Imperial State Electric parecen decididos (y muy capaces) a convertirse en una de las bandas más importantes del Hard Rock europeo actual, algo que a juzgar por su trabajo en el estudio hasta la fecha y lo visto sobre el escenario de El Loco parece ser solo cuestión de tiempo.

También te podría gustar...